Las plantillas de CV como solución para encontrar empleo

Si te hayas en situación de desempleo y cobras una prestación, posiblemente, tras unas primeras semanas de “fervor” buscando un empleo nuevo, te termines acomodando un tanto. Es una cosa que puede ocurrirle a cualquiera, no es que seas un haragán, solamente que los ingresos fijos de la prestación pueden hacerte olvidar que tu objetivo principal es hallar un nuevo trabajo, puesto que no podrás vivir de esto por siempre. No olvide que, cuanto más tiempo pases sin trabajar, más te va a costar localizar un nuevo empleo y te conviene tributar impuestos.

Con lo que manos a la obra, prepararemos un buen currículo y a repartirlo por ahí a diestro y siniestro.

 

El ahínco inicial

No podemos afirmar que preparar un buen currículum sea sencillo, ni tampoco que no precise trabajo, por el hecho de que es precisamente lo contrario: precisa tiempo, concentración, trabajo y esmero y más teniendo presente la gran cantidad de aspirantes con los que “combatimos” para cada puesto de trabajo.

A este esmero, hay que agregarle que preparar un solo currículum y utilizarlo para todas y cada una de las ofertas no es bastante!!! por el hecho de que para cada puesto específicamente para el que optamos… debiésemos efectuar un currículum (ad hoc) amoldado a la oferta, teniendo presente que se solicita y de qué forma mostrar las capacidades y competencias que podemos aportar. Aparte de adjuntarle una Carta de Presentación, si nos ofrecen la posibilidad de hacerlo.

 

Jamás pierdas de vista esto

Lo que buscas es empezar en el proceso de selección y pasar a la próxima fase!! que es conseguir una entrevista de trabajo donde poder probar nuestras habilidades, aptitudes y valor que aportaremos a la compañía… a fin de que por último nos contraten, claro!

 

Consideraciones básicas

El CV ha de ser breve, ordenado, bien estructurado, no contener faltas de ortografía, redactarse en un papel de calidad, incluir una foto reciente y de calidad (si se decide ponerla), no tener más de 2 páginas de extensión…

 

Emplea una plantilla

Por fortuna, internet está literalmente “infestado” de webs donde puedes localizar infinidad de plantillas de currículo para todos y cada uno de los estilos y puestos. La clave acá es hallar la que mejor se adapte a tus necesidades como profesional y al puesto al que presumiblemente deseas optar. Por servirnos de un ejemplo, si eres diseñador gráfico, tiene más sentido que procures alguna plantilla original, o bien aun hacer un currículo en vídeo. En cambio, si optas a un puesto de letrado, probablemente te terminarás fundamentando en una plantilla más tradicional y deberás devanarte más los sesos para distinguirte de la competencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.